Oración para el estudiante

El estudio y la concentración son fundamentales para asimilar y retener las ideas claramente y por tiempo prolongado, y de esta forma, rendir mejor en los exámenes y actividades académicas. Un buen plan de estudio, ordenar las tareas adecuadamente todos los días y tomar acción sin procrastinar, son tres elementos esenciales que se deben llevar a cabo si se busca sobresalir y sacar buenas notas.

oraciones para los estudiantes

Pero, para nadie es un secreto que algunas veces, ¡Eso parece imposible! La mente se nubla y lo que antes parecía claro, ahora se vuelve difuso. No te preocupes, hay algo muy efectivo que podemos hacer para aligerar el pensamiento y darle forma y claridad, todo se resume a la meditación y la oración.

Acercarse a Dios para pedir por su ayuda e intermediación en un momento de tensión y presión, es una técnica infalible que me ha hecho esclarecer la mente y el alma antes un examen o prueba importante. Ahora que sabes este secreto milenario y si te ha pasado mismo que a mi, no dudes en acudir a nuestro señor con estas poderosas oraciones para para todos los estudiantes, y también para todas aquella personas que requieran renovar su capacidad de análisis y comprensión.

Oraciones para los estudiantes

Orar es una herramienta fuerte y eficaz de comunicarse con Dios, para solicitar, con el corazón sincero, que te socorra en tus necesidades y apremios. Estudiar es una de estas diligencias en las que el altísimo puede guiarnos y orientarnos con su eterno poder, su sabiduría infinita y su perfecta voluntad.

El Padre, Hijo y el Espíritu Santo, San Tomás de Aquino serná tu fieles aliados en esta tarea, por lo que debo recomendarte invoques sus palabras siempre con muchísima fe, esperanza y seguridad en que creador te escucha y concederá tus peticiones, recuerda que la fe que mueve montañas, y que nada es imposible para su gloria.

Oración al Espíritu Santo para el estudiante

oracion para ser buen estudiante

Querido Padre Celestial, no me queda duda alguna de tu incalculable generosidad y tu grandeza, es por ello que hoy he juntado mis manos para pedirte que me ilumines con los dones del Espíritu Santo, que me hagas lúcido y preciso como estudiante y que me brindes la perspicacia necesaria para alejar las fallas de mis pruebas.

Enséñame a aprender y a conocer la profundidad del conocimiento que requiero, para poder así, captar mejor las instrucciones que se me confieren, y conseguir resultados fructíferos en las tareas, actividades, pruebas y exámenes académicos.

Tú eres el Todopoderoso, supremo y el autor de este mundo, haz de mi tu voluntad y encamina cada uno de mis pasos por el sendero adecuado para mí, porque tú lo has creado todo, nada para ti es secreto o difícil y nadie mejor que tú para donar un ápice de brío y correcta instrucción.

Enséñame a comprender los principios y lo fundamental de lo cada tema estoy estudiando, sírveme de guía para alumbrar mi pensamiento, haz que cada cosa que aprenda, permanezca en mi mente y sea productivo y pertinente.

Hago esta invocación con el fin de que seas tú quien me irradie con tu cognición, porque tú sabes perfectamente lo mucho que me esfuerzo a diario para poder captar y entender cada enseñanza que se me regala. Con esperanza en mi alma, confío en tu poder, sé que me escuchas y me orientarás. Amén.

Oración del estudiante Santo Tomas de Aquino

Ante ti acudo, Santo Tomas de Aquino, patrón de los estudiantes y los que con constancia y amor en su alma aprenden cada día, para que intercedas por mi ante Dios, por los méritos que ganaste en tu vida terrenal. Te pido que escuches mi plegaria y me puedas conceder el don de ciencia, para poderla aplicar a mis estudios y lograr la máxima sapiencia y concentración

Mi objetivo esencial es cosechar frutos de conocimiento, que sirvan en un futuro para ser compartidos y enseñados a los demás ciudadanos, siempre pensando en el beneficio y avance colectivo, siguiendo tu ejemplo de abnegación y altruismo ante todo.

Tú, Santo Tomas que fuiste un modelo de perseverancia y sensatez, a ti vengo a implorar que me infundas ese espíritu que busca el saber cómo quien busca el aire para vivir.

Limpia mi mente de errores, fallas y malas prácticas, para que mi conducta se someta a los designios del plan del Salvador, y que con mi actos, otras individuos también se inspiren a perseverar en el avance y en la búsqueda de la verdad, regidos siempre por los caminos eternos del Cielo, te lo pido en el nombre de tu hijo Jesús. Amén.

Oración para el estudiante antes de un examen

oracion salir bien examenes

El día de hoy acudo a San José de Cupertino, como Bienaventurado y bendito capaz de ayudar a los estudiantes cuando tienen un problema o un examen importante, tanto en la primaria, bachillerato y universidad, su bondad no tiene límite de edad ni rango educativo.

Tú, que tuviste muchas pruebas en vida y las has superado gracias a tu fe en Dios, asisto a ti para solicitar soporte, entendimiento y asimilación de cada lectura y revisión hecha durante las pruebas y exámenes que vienen a partir de ahora, hazme sagaz y ágil para responder correctamente a cada pregunta y de esta forma salga victorioso al final.

Conquistaste enormes aprietos y peligros, aprendiendo a leer con mucha dificultad, te fuiste abriendo paso con la ayuda de Cristo para poder dar cumplimiento a sus planes divinos, así como tú lo lograste, dame irradia con tu luz mi pensamiento y dótame de retención y las palabras adecuadas para explicar cada cuestionario con fluidez y maestría. De antemano te agradezco y te exalto. Amén.

Más Oraciones para la Familia
Oraciones para la familiaOraciones para el matrimonioOraciones para los estudiantes
Oraciones para dar gracias a DiosOraciones para bautizoOraciones para abrir caminos
Oraciones para antes de dormirOraciones para que todo salga bienOraciones de protección
Oraciones para todos los díasOraciones para empezar el díaOraciones de Fortaleza
Oraciones para los hijosOraciones para los hijos rebeldesOraciones para 15 años
Oraciones para NiñosOraciones para difuntosOración poderosa de la noche
Oraciones para la buena muerte